Formación de rocas sedimentarias


Si bien aún no se conoce con certeza el origen de la Tierra, sí se sabe que las primeras rocas se formaron a través de la solidificación de masas gigantescas de la materia que estaba en estado de fundido o semifundido. Los geólogos afirman que su aspecto sería el de granitos y basalto que actualmente se asocia a la actividad volcánica. Estas se las conoce como roca ígneas. Este término deriva del latin “ignis” que significa fuego. Cuando la Tierra se enfrío y se condensó el vapor y el agua de la atmósfera, comenzaron los fenómenos climatológicos, y con ellos la erosión de las rocas. El agua y los gases disueltos en aquélla atacaron a éstas, disgregándolas, y las corrientes de agua arrastraron los materiales sueltos, depositándolos en otros lugares. Tales depósitos formaron las primeras rocas sedimentarias. Desde entonces, estas rocas han sido trasladadas y disgregadas reiteradamente, pasando los minerales constituyentes a formar parte de nuevas rocas sedimentarias; pero el origen de todos estos materiales procede de las rocas ígneas.

rocas sedimentarias
Ejemplo de roca sedimentaria

El término sedimento se asocia a depósitos que se forman a partir de un líquido pero en el caso de las rocas sedimentarias se refiere a un grupo mucho más amplio. De hecho, se incluye todas las rocas que se constituyeron a partir de partículas que se depositaban en el terreno y eran arrastradas por el agua y el viento. De esta clase son las rocas fragmentarias (rocas cataclásticas), que se formaron por sedimentos antiguos o de rocas ígneas. Dentro del grupo de depósitos sedimentarios, se incluyen los depósitos químicos (sustancias en disolución) de los que surgen por ejemplo, las rocas salinas y algunas rocas calizas.
Una tercera clase de rocas sedimentarias es el que se forma a través de depósitos orgánicos como por ejemplo, el carbón de piedra (ver cómo se forma el carbón), la turba y algunas calizas. Todos estos proceden de restos de animales y plantas, y tienen en común el que se presentan en formas de capas o estratos.

el carbon
Depósitos orgánicos, carbón


Cuando los diferentes tipos de sedimentos varían con rapidez (según los parámetros considerados por la geología), las capas pueden distinguirse claramente en aquellas que quedaron al descubierto. Estas capas que son paralelas a la superficie primitiva son en muchos casos, puntos débiles de las rocas sedimentarias y en ocasiones, es posible separarlas a lo largo de estos planos. Es muy habitual ver que estos sedimentos conservan organismos vivos y muertos (se conocen como fósiles). Por su parte, las rocas ígneas no suelen presentar fósiles, excepto en sitios en donde la lava al avanzar arrastró plantas y animales.

Rocas Fragmentarias

Las rocas fragmentarias son depósitos que provienen de partículas más antiguas de rocas que fueron disgregadas por las condiciones climáticas. A estas rocas se las conoce también con el nombre de rocas clásticas. Cuando la acción de las condiciones del medio es de tipo mecánico (como por ejemplo, resquebrajamientos a causa de heladas y cambios de temperatura, erosión marina o glacial), los depósitos (como gravas, arcillas y arena de playa) contienen incrustaciones irregulares de rocas, de composición muy similar a las rocas de donde proceden. El tamaño de las partículas varía, desde los peñascos gigantescos, hasta el polvo de roca pulverizado que da lugar a arcillas. Esta clase de depósitos irregulares se los conoce como ruderas. Los recién formados tienen una composición muy similar a la de las rocas de origen aunque los procesos que actúan sobre ellos pueden generar grandes alteraciones. Con respecto a la erosión química, incluye la acción del agua y de sus gases disueltos sobre la roca, estos atacan con variada fuerza a los diferentes materiales. Los cristales de minerales que resisten los embates se liberan y forman depósitos arenosos siendo el cuarzo, los feldespatos y la mica los que los conforman en su mayoría. El trasporte, a lo largo del tiempo, elimina los minerales blandos y los menos estables. Por este motivo, las arenas que se depositan en el curso bajo de los ríos y cerca de la costas están constituidas en su mayor parte por cuarzo y micas.
En las zonas de granos finos de roca muy resistentes (como el basalto), la arena puede consistir de partículas de rocas de procedencia. En el desierto, los granos de arenas son más redondeados que los que transportan las aguas y están compuestos de rocas de origen. En estas zonas, también predomina el cuarzo. 

rocas detríticas
Rocas detríticas


L.as arenas que transporta el agua y el viento están bien distribuidas, según sus dimensiones. Las partículas más finas se transportan a mayor distancia, y en cada zona se forman depósitos de un tamaño de grano uniforme. Las arenas transportadas por los glaciares y depositadas por las corrientes originadas en ellos son angulares, no estando distribuidas por tamaños ni alteradas en su composición por los agentes atmosféricos. Los depósitos de arenas permeables pueden ser cementados a piedras arenosas por la sílice, compuestos de hierro, o carbonato cálcico contenidos en el agua que las atraviesa. En este último caso, se originan areniscas calcáreas.
Las rocas fragmentarias de grano más fino se conocen como arcillosas. Algunas, como los barros arcillosos y el polvo transportado por el viento consisten en rocas finamente pulverizadas, y no son, distintas de las rocas arenosas, pero las arcillas verdaderas son muy diferentes. Cuando los feldespatos y otra serie de minerales se descomponen debido al accionar de los agentes atmosféricos producen una serie de minerales muy estables, que se desmenuzan con facilidad, y se los conoce como minerales arcillosos, formados por aluminio y sílice. Estos minerales son característicos de las arcillas verdaderas, pero, en general, están mezclados con polvo de roca molida y cieno. Las arcillas son trasportadas por el agua y se depositan mar adentro a mayor distancia que las arenas y cienos. Si los sedimentos que se depositan sobre las arcillas son lo suficientemente pesados, estas pierden agua y los minerales vuelen a cristalizarse. De esta manera se forman los esquistos. Las pizarras son arcillas que fueron sometidas a presiones muy grandes.

Depósitos químicos

Estos Estos depósitos se forman por cristalización o precipitación. Pertenecen a este grupo los depósitos de sal gema y yeso (sulfato cálcico). En los climas más secos se produce la evaporación de los mares interiores y lagos y así se precipitan las sales que se encuentran disueltas en el agua. Los depósitos químicos más importantes están compuestos por cloruros y sulfatos aunque también es posible hallar depósitos de nitratos y minerales de hierro. Algunas calizas se depositaron gracias a disoluciones como por ejemplo, las colíticas del jurásico que están compuestas por carbonato cálcico.

Depósitos orgánicos

El ejemplo más conocido de un depósito orgánico es el carbón de piedra y el petróleo. Ambos se 
conforman por restos de animales que se fueron acumulando desde épocas remotas. Como es sabido son muchas las calizas que proceden de restos de animales (calizas crinoidales)) que se formaron a partir de los esqueletos de los lirios de mar. La creta se conforma de millones de pequeños esqueletos de animales planctónicos. Los depósitos orgánicos puros se pueden formar en costas muy profundas donde se depositan pocos sedimentos de otras clases o muy lejos de las mismas.

Ver artículo relacionado:

Cómo se forma el carbón

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 

Ciencia y Tecno Copyright © 2011-2012 | Powered by Blogger